El Taller de Naidú – Expositor de pendientes

El Rincón del Blogger presenta hoy a Eva, del blog ‘El Taller de Naidú’. Nuestra bloguera de hoy es una mamá inquieta, multidisciplinar y muy creativa. En su blog podrás encontrar desde artículos de ciencia (protección solar, astenia primaveral o bacterias) hasta recetas y reseñas y recomendaciones  de libros.

Pero lo que más le apasiona son las labores y las manualidades, como podemos ver en su blog. Tiene post sobre costura, DIY, ganchillo… Todo ello explicado muy bien y con sencillez. Si queréis saber qué nos tiene preparado para hoy, seguid leyendo 😉

¡Hola a todos! Soy Eva, de El Taller de Naidú . Algunos ya me conoceréis por mi blog y mi actividad en redes sociales. El resto, espero que me vayáis conociendo a partir de ahora a través de este rincón del blogger.

En este primer tutorial que realizo para Almacén de Pontejos, quiero mostraros una manualidad facilita pero que, una vez terminada, queda muy resultona. Es un práctico expositor para pendientes que, además nos sirve como elemento decorativo.

No sé vosotras, pero yo tenía un montón de pendientes guardados, y me acababa poniendo siempre los mismos por no andar buscando. Ahora, con este expositor, los tengo todos a la vista y puedo elegir los que quiero ponerme con facilidad.

foto 1

Seguro que tenéis por casa algún marco de fotos bonito al que se le ha roto la trasera o el cristal. No lo tiréis, ya que lo vamos a aprovechar para hacer nuestro expositor para pendientes.

Los materiales y herramientas que necesitamos son:

  • Un marco de fotos, sin el cristal ni la trasera.
  • Goma eva o cartulina en el mismo color que el marco.
  • Tiras de encaje de diferentes anchos, preferiblemente en color crudo. Yo he utilizado estas tan bonitas que podéis encontrar en Almacén de Pontejos.  No os pongo las medidas, ya que dependerán de las dimensiones de vuestro marco.

foto 2

  • Pegamento.
  • Alicates.
  • Tijeras o cutter.
  • Cinta métrica o una regla.

foto 3

Ayudándonos con los alicates, quitaremos las pestañas metálicas que trae el marco para sujetar la trasera, ya que no nos van a servir para nada.

foto 4

A continuación, hacemos con la goma eva otro marco, que tenga las mismas dimensiones que el nuestro por detrás. Reservaremos este marco de goma eva hasta el final.

foto 5

Cortamos tiras de encaje con la medida del ancho de nuestro marco. Necesitaremos varias tiras, de diferentes anchos, para que el efecto sea más bonito.

foto 6

Las pegamos por la parte de atrás del marco. Hay que procurar que queden tensas, para que no se comben  al poner el peso de los pendientes, por lo que será necesario estirarlas un poco. Si queda sobrante por los lados, se puede cortar cuando el pegamento esté seco.

Yo he puesto cuatro tiras, repitiendo uno de los encajes, pero podéis poner más o menos dependiendo de las dimensiones de vuestro marco. La separación entre una tira y otra dependerá de la longitud de los pendientes que tengáis. Lo suyo es que el pendiente no tape la tira inmediatamente inferior, aunque un pendiente muy largo puede quedar por encima de varias tiras y hace un efecto bonito.

Normalmente en los encajes se distingue derecho y revés. Hay que tener esto en cuenta para pegarlos en la posición correcta, ya que estamos trabajando todo el tiempo por detrás pero luego el expositor se va a ver del otro lado.

foto 7

Dejaremos secar bien el pegamento antes de seguir, y cortaremos el sobrante de encaje si lo hay.

Finalmente pegamos el marco que hicimos al principio con la goma eva y que teníamos reservado. Nos servirá para tapar imperfecciones y que quede un trabajo bien terminado. Dejaremos secar sobre una superficie plana, poniendo peso encima si es necesario, para que quede bien pegada la goma eva.

foto 8

Una vez seco el pegamento, ya tenemos nuestro expositor terminado y listo para ser utilizado.

foto 9

En la foto os he puesto muy poquitos pendientes, solo para que os hagáis una idea, pero caben bastantes más. Mi marco es de 15×20 y he puesto 14 pares (y aun cabe alguno más, pero no tengo tantos ¡¡)

foto 10

Podéis colocarlo sobre un mueble, simplemente apoyado contra la pared, o bien colgado de la pared como si de un cuadro se tratara. Ya os dije que servía como elemento decorativo.

foto 11

Espero que os haya gustado y ya me contaréis si os animáis a hacer el vuestro. Podéis dejarme vuestros comentarios en Facebook, Twitter o Instagram  contándome vuestras impresiones. ¡Os espero!

foto 12

Y no os olvidéis de visitarme en El Taller elrincondenaidu.blogspot.com.es

2017-08-12T11:09:34+00:00

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies